Crema fría de zanahoria y jengibre

Crema fría de zanahoria y jengibre
Esta receta contiene lactosa
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
9 votos
Cargando…
Tiempo de preparación
60 minutos
Número de raciones
4 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

  • 500 g de zanahorias
  • 1 cebolla
  • 10-15 g de jengibre fresco o en polvo
  • 100 mL de leche de coco o nata líquida
  • Romero al gusto
  • 1 diente de ajo
  • 300 mL de caldo de carne
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva

Si a pesar del calor no queréis renunciar a las cremas, probad esta propuesta de crema fría de zanahoria y jengibre. ¡Su sabor os encantará! Es el perfecto entrante refrescante para una comida ligera de verano.

Por su textura ligera y fina, por sus ingredientes, por su color, pero sobretodo, por su sabor, esta crema fría con zanahoria y jengibre será uno de vuestros platos favoritos este verano. Como ya habréis adivinado, nos encanta probar nuevas recetas con jengibre. En este caso hemos optado por arriesgar, complementándolo con zanahoria, y el resultado ha sido increíble. Combinar el sabor dulce de la zanahoria, el toque ácido del jengibre y el ligero toque leñoso que aporta el romero, hará que esta crema conquiste a tus comensales.

Además, no os olvidéis que el uso del jengibre le aporta una buena digestibilidad a la receta.

Si queréis otras propuestas de platos de cuchara para disfrutar en épocas de calor siempre podéis optar por el clásico salmorejo, o gazpacho andaluz, o elegir alguna de las variantes que proponemos, como el gazpacho de remolacha, o de sandía. Si por el contrario queréis cambiar y salir de la monotonía, probad nuestra sopa de melón o  la crema fría de pepino.

Allá vamos, manos al mandil.

Cómo hacer una crema fría de zanahoria y jengibre:

  1. Pelamos y cortamos la zanahoria en brunoise o trozos pequeños y reservamos para más adelante.
  2. Por otra parte, cortamos también la cebolla en trozos pequeños.
  3. En una cazuela, calentamos 2 cucharas soperas de aceite de oliva junto con un diente de ajo majado.
  4. A continuación, pochamos la cebolla a fuego medio-alto.
  5. Mientras se pocha la cebolla, cortamos el jengibre también en trozos pequeños.
  6. Cuando la cebolla esté dorada, incorporamos el jengibre troceado y removemos unos minutos.
  7. Agregamos la zanahoria troceada, salpimentamos al gusto y volvemos a remover.
  8. Añadimos 1 vaso de caldo de carne con dos vasos de agua y llevamos a ebullición unos segundos.
  9. Seguidamente, tapamos la cazuela y cocemos a fuego medio-bajo durante 40 minutos o hasta que la zanahoria esté blanda. Si queréis darle un toque diferente también podéis añadirle cúrcuma.
  10. Retiramos del fuego y dejamos templar.
  11. Trituramos con la batidora hasta conseguir una textura bien fina. Recordar siempre utilizar una batidora potente para eliminar cualquier rastro de fibras de la crema.
  12. Volvemos a poner al fuego la crema a baja temperatura y añadimos el romero. Removemos unos minutos.
  13. Finalmente, si no estamos contentos con el acabado cremoso de nuestra crema podemos agregar un poco de leche o nata líquida. Removemos bien para que se mezcle y se integren todos los ingredientes. Si queremos, podemos sustituir la nata por leche de coco haciendo esta crema apta para veganos. En cualquier caso, si no sois aficionados a la nata como nosotros la leche de coco será siempre una buena elección

Una vez cumplidos los pasos anteriores, dejamos enfriar en la nevera unas dos horas antes de servir.

¡Tachan! Ya tenéis lista vuestra crema fría de zanahoria y jengibre. No puede ser más fácil y, sobretodo, ¡no puede estar más buena!

Inicio » Recetas » Platos de cuchara » Crema fría de zanahoria y jengibre
Chip y Chop

Chip es doble graduada en derecho y administración y dirección de empresas. Chop es ingeniero mecánico computacional. son la mezcla perfecta que añade el toque sabroso y técnico que todo amante de la cocina debe tener, siempre dentro de lo que marque la ley de los fogones, o no...