Crema fría de pepino

Crema fría de pepino
Esta receta contiene soja
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
5 votos
Cargando…
Tiempo de preparación
15 minutos
Número de raciones
6 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

Esta refrescante crema fría de pepino es el entrante perfecto para las comidas o cenas veraniegas. Una receta ligera y muy fácil de hacer, pero no por ello carente de sabor. Nos gusta porque nos recuerda al tzatziki griego o a las salsas escandinavas, solo que esta crema ¡nos la podemos comer a cucharadas!

El eneldo es una hierba aromática que suele usarse junto a pescados y mariscos, así como en algunos encurtidos. Lo cierto es que a nosotros nos encanta su sabor, y la combinación con el pepino, el ajo, el limón… es deliciosa.

Si tienes la opción de usar eneldo fresco, ¡adelante! Las hierbas aromáticas frescas tienen muchas propiedades beneficiosas para nuestro organismo. El eneldo, tanto la hoja como las semillas, tiene propiedades digestivas y atenúa los dolores menstruales.

Para otras refrescantes y nutritivas cremas frías echa un vistazo a nuestra crema de maíz y leche de coco, a esta sopa de melón, a este ajoblanco malagueño, y al gazpacho de sandía o el gazpacho de remolacha.

Cómo hacer la crema fría de pepino:

Esta crema queda mucho mejor si usamos una batidora americana (de vaso) o un robot de cocina estilo Thermomix o similares. Si no, podéis usar la batidora normal a máxima potencia y luego colarlo si os molesta la textura grumosa.

  1. En primer lugar lavamos, pelamos y troceamos los pepinos.
  2. Incorporamos todos los ingredientes salvo el agua y trituramos hasta que la crema quede lo menos grumosa posible.
  3. Añadimos poco a poco el agua fría hasta obtener la textura deseada.
  4. Dejamos reposar en la nevera unas horas para que los sabores se asienten y la crema se enfríe. Podemos acelerar este proceso añadiendo unos cubitos de hielo.

Un plato generoso de esta crema fría de pepino podría considerarse, además de un entrante, una cena ligera, ya que gracias al yogur de soja también contiene proteínas y algo de grasa.

Sugerencias de presentación:

Personalmente, me gusta servir esta crema con pan de pipas por encima. Le da un toque crujiente y salado que funciona bastante bien.

Si no consumís gluten, otra opción serían estas sanotas chips de kale. También podéis cortar unos trocitos de pepino y aceite de oliva, o espolvorear semillas de sésamo, cáñamo

Como mencionábamos arriba, el eneldo combina bien con ingredientes del mar. Si os gustan las algas, probad esta crema con una cucharadita de espirulina (que además intensificará el color), o servidla con alga nori en copos.

Beneficios del pepino:

Esta hortaliza es uno de los ingredientes que más se usan en dietas depurativas o desintoxicantes. Es un potente diurético y nos aporta agua, minerales, provitamina A, vitaminas E, C y del grupo B. Si usáis pepinos ecológicos no los peléis: así tendréis un extra de clorofila.

Contienen también potasio, fósforo y magnesio, necesarios para nuestros músculos y huesos. Ayudan a regular la presión arterial y se recomienda su consumo en épocas de estrés y cansancio.

Ahora estamos en temporada de pepino, así que aprovechad para introducirlos en vuestra dieta. Como con todas las frutas y verduras, ¡intentad que sean producto de proximidad!

¡A refrescarse con esta crema fría de pepino!

Marta Caballero

Marta es, oficialmente, graduada en Periodismo, pero la cocina vegana y saludable es lo que de verdad le gusta y a lo que se ha dedicado durante los últimos años.
Disfruta mucho veganizando recetas, aprendiendo sobre nutrición y experimentando en la cocina con sabores, texturas, colores…
Otras de sus grandes aficiones son la música (a ser posible en directo), los viajes y los libros.