Ensalada César

Ensalada César
Esta receta contiene lactosa
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
1 votos
Tiempo de preparación
30 minutos
Número de raciones
4 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

A diferencia de otras ensaladas, que generalmente se ponen como acompañamiento, la ensalada César constituye un plato por sí misma. Por sus ingredientes es vitamínica y saludable, vistosa, ligera, siempre de moda y, además, proteínica en esta versión “a la española” que introduce el pollo como ingrediente.

Nos resultará fácil y poco engorrosa de elaborar, amén de barata. Así que no renunciéis a preparar esta resultona receta de ensalada César.

Hay que tener en cuenta a la hora de preparar este plato de ensalada César con pollo que va mezclado con un aderezo especial, que recibe el nombre de salsa César, pincha y descubre la receta. ¡No volverás a comprarla de bote!

Cómo hacer ensalada César:

  1. Apartamos y empezamos con la ensalada propiamente dicha.
  2. Cortamos la lechuga en trozos medianos, y la reservamos en un recipiente con agua e hielo, durante 10 minutos.
  3. Pasamos las pechugas de pollo a la plancha, enteras, dejando que doren bien, sin pasarnos, que queden jugosas. Si lo preferís también las podríamos hacer empanadas, con pan rallado o panko, para darle un toque crujiente. Para empanarlo con panko sigue esta receta de langostinos con panko sustituyendo los langostinos por el pollo.
  4. Reservamos en una fuente con papel de cocina, que absorba el aceite sobrante.
  5. En la misma sartén hacemos los picatostes, con pan en cuadraditos. Lo ideal es que sean de pan del día anterior. Reservamos igualmente en papel absorbente, hasta que se enfríen.
  6. Cortamos el pollo en trozos no muy grandes: láminas o cuadraditos, al gusto de cada uno.
  7. Sacamos la lechuga del agua y la escurrimos bien. Puede valer un centrifugador, o secarlas en papel de cocina.
  8. Procedemos a emplatar en una fuente, añadiendo la lechuga, el pollo, los tomates Cherry, la rúcula, los berros, la salsa preparada con antelación, los picatostes y las lascas de parmesano, por este orden.

Para complementar, como segundo plato elegiríamos unos ricos canelones de setas al pesto, por ejemplo. Y para beber casa con todo: cerveza, vinos de cualquier tipo ¡incluso agua!

Si no queremos emplear lechuga romana por parecernos demasiado común, podremos utilizar cualquier otra: criolla, rizada, etc. o la que más os guste.

Alérgenos:

Para los alérgicos a la lactosa tendríamos que usar el parmesano especial para veganos, sin lácteos.

Julia Gaitán
Julia Gaitán

Con más de 30 años de experiencia entre los fogones, Julia es una verdadera profesional de la cocina. Un cajón lleno de infinidad de secretos para elaborar las mejores recetas, fuente de sabiduría y con unos platos de resultados excelentes.