Cheesecake de té matcha

Cheesecake de té matcha
Esta receta contiene huevoEsta receta contiene lactosa
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
5 votos
Cargando…
Tiempo de preparación
55 minutos
Número de raciones
6 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

  • 170 g de galletas María
  • 75 g de mantequilla
  • 350 g de queso phidadelphia
  • 500 g de leche condensada
  • 3 huevos
  • Zumo de medio limón
  • 2 cucharadas soperas de harina de repostería
  • 2 cucharadas soperas de té matcha

Hoy os traemos  una receta que probablemente se ha convertido en una de nuestras tartas favoritas, cheesecake de té matcha. Como lo oyes, ¡de té verde! Esta original cheesecake a base de té verde es todo un descubrimiento, no solo por su delicioso sabor, sino por su originalidad y propiedades.

¿Alguna vez habíais oído hablar de este té? El té matcha, maccha o té verde molido, se emplea en la ceremonia japonesa del té. Se trata de una forma de preparar el té verde, con influencias del budismo zen. Básicamente, antes de servirlo, se pasa el matcha o polvo por un colador muy fino para eliminar grumos. Después, es depositado en un recipiente o chaki y con una cuchara de bambú, o chashaku, se pone una cucharadita en el cuenco chawan. A continuación, se vierte agua a unos 85ºC de temperatura y se agita rápidamente con una brocha de bambú o chase. Como veis es todo un ritual que sin duda merece la pena verlo algún día.

Siguiendo con este nuevo descubrimiento, seguro que habéis oído hablar del famoso matcha latte, bebida que desde hace un tiempo se ha puesto muy de moda con sus innumerables versiones en forma de frapuccino, latte frío o caliente. Pues bien, hoy os proponemos incorporarlo a la repostería con resultados sorprendentes.

Para los amantes de las cheesecake, probad estos deliciosos y sanos mini cheesecake de frutos rojos.

Cómo hacer cheesecake de té matcha:

  1. Calentamos la mantequilla en el microondas, hasta que quede derretida y reservamos.
  2. En una thermomix o batidora agregamos las galletas María. A diferencia de la cheesecake clásica, para hacer esta cheesecake de té matcha hemos optado por unas galletas María, ¿el motivo? porque son unas galletas menos mantequillosas y queremos aportar frescura a esta receta.
  3. A continuación, trituramos hasta que queden las galletas machacadas, en forma de polvo y sin grumos.
  4. En un cuenco,con la ayuda de una espátula, mezclamos la galleta molida con la mantequilla, impregnándola bien hasta que quede una mezcla homogénea.
  5. En un molde apto para horno, esparcimos la galleta por la base y las paredes. Queremos conseguir una  base consistente, por lo que aplastad bien la masa con una cuchara y compactarla.
  6. Dejamos enfriar la base de nuestra cheesecake de té matcha en la nevera 30-45 minutos aproximadamente.
  7. Precalentamos el horno a 180º grados.
  8. En la misma thermomix o batidora, agregamos la leche condensada, el queso phidadelphia,el zumo de medio limón, los huevos, dos cucharas soperas de harina de repostería o tamizada y otras dos cucharas de té verde matcha o en polvo.
  9. Batimos todo muy bien sin dejar grumos. ¡Qué no os asuste su color, el resultado es delicioso!
  10. Vertemos nuestra mezcla en el molde con la base de galleta y horneamos 40-45 minutos a 180º grados, vigilando que no se queme. Cuando haya pasado ese tiempo, apagamos el horno y dejamos reposar nuestra cheesecake dentro del horno el máximo tiempo posible. No debemos abrir el horno, así conseguiréis que la tarta no se agriete ni se deshinche.

¡Tachán! Ya está lista nuestra cheesecake de té matcha. Preparaos para alucinar con esta original receta. Pero ¿y como complemento? Nosotros hemos optado por un topping a base de frambuesas, que aportan un toque ácido y fresco que va muy bien con la receta. Si no os gustan las frambuesas, dejad volar vuestra imaginación, esta tarta admite osadías.

Beneficios del té matcha:

Entre los beneficios del té verde matcha, además de ser sustituto ideal y saludable para el café, podemos destacar:

  • Ayuda en la pérdida de peso ya que es un un quemador de grasa e incrementa el metabolismo.
  • Reduce los niveles de colesterol y azúcar en sangre.
  • Es un potente antioxidante.
  • Favorece a una buena digestión gracias a su alto contenido en fibra entre otros.
  • Mejora el sistema inmunológico.
  • Aporta energía.

Podría seguir hablando de los beneficios del té matcha, pero lo mejor es que lo probéis por vosotros mismos.

¡Hasta la próxima cocinillas!

Chip y Chop

Chip es doble graduada en derecho y administración y dirección de empresas.
Chop es ingeniero mecánico computacional.
Son la mezcla perfecta que añade el toque sabroso y técnico que todo amante de la cocina debe tener, siempre dentro de lo que marque la ley de los fogones, o no...