Bizcocho de yogur con vainilla, canela y jengibre

Bizcocho de yogur con vainilla, canela y jengibre
Esta receta contiene glutenEsta receta contiene huevoEsta receta contiene lactosa
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
4 votos
Cargando…
Tiempo de preparación
70 minutos
Número de raciones
4 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

Os presentamos un rico y tierno desayuno: bizcocho de yogur. Disfruta de un desayuno original, natural y digestivo siguiendo esta sencilla receta.De fácil elaboración, está al alcance de todos, y ¿el resultado? un bizcocho sano con propiedades únicas gracias a la canela y el jengibre. Si sois enemigos de estos dos ingredientes, no os preocupéis,  obviando estos dos componentes…¡el resultado sigue siendo sorprendente!

Si la repostería os apasiona, os animamos a que probéis otras opciones como nuestras deliciosas berlinas caseras o el brownie de chocolate blanco.

¡Al lío!

Cómo hacer el bizcocho de yogur:

  1. Comenzamos precalentando el horno a 180º.
  2. En un cuenco con capacidad suficiente para mezclar ingredientes, añadimos la harina de repostería, la levadura, la canela y el jengibre (opcional) y removemos todo hasta mezclar bien los componentes.
  3. En el otro cuenco, agregamos 2 yemas de huevo (reservando las claras para más adelante), el azúcar, dos cucharadas de café de extracto de vainilla y otra de ralladura de limón. Batimos todo hasta que quede una mezcla homogénea.
  4. Poco a poco, sin dejar de remover, vamos incorporando el yogur y el aceite, con cuidado de no dejar grumos.
  5. En un tercer recipiente montaremos las claras a punto de nieve y reservamos. Si no sabéis cómo montar claras a punto de nieve, no os preocupéis,  al final de esta receta os explicamos de forma detallada cómo hacerlo.
  6. Finalmente, vertemos nuestra mezcla en el cuenco reservado anteriormente con la harina y las especias y mezclamos bien hasta que los ingredientes estén completamente integrados y obtengamos una masa homogénea. Por último, incorporamos las claras a punto de nieve con movimientos pausados de abajo hacia arriba con la ayuda de una espátula.
  7. Engrasamos con mantequilla o aceite un molde para horno o forramos el recipiente con papel de horno y vertemos la mezcla. Este sencillo paso nos ayudará a que la masa no se pegue al recipiente, facilitando el desmolde.
  8. Horneamos entre 45-50 minutos con cuidado de no quemar la superficie. Para saber cuándo está listo nuestro bizcocho de yogur, basta con pinchar con un cuchillo. Si éste sale limpio, sin rastro de masa adherida, significará que ya está en su punto.
  9.  Una vez que esté listo es importante dejarlo enfriar, ya que los bizcochos calientes son más delicados y propensos a romperse. Por ello, antes de desmoldar este delicioso bizcocho de yogur, lo dejaremos reposar dentro del recipiente durante al menos 20 minutos.

Cómo montar las claras a punto de nieve:

  1. Lo primero es asegurarse de que nuestro recipiente está limpio. La grasa dificulta la formación de la espuma y el proceso costará más.
  2. Para montar las claras podemos usar diferentes instrumentos. Una batidora con varillas es la forma mas fácil y rápida de lograr la textura deseada a punto de nieve. Si no tenéis batidora, podéis utilizar una varilla manual o un tenedor ¿La diferencia? Claramente el tiempo y esfuerzo empleados.
  3. Si utilizáis una batidora empezad siempre a baja velocidad. Hacer movimientos circulares de arriba a bajo, permitiendo que entre el aire y forme pequeñas burbujas.
  4. Aumenta la velocidad hasta conseguir la textura deseada. Un truco para ayudar a montar es añadir unas gotas de zumo de limón, una pizca de sal o azúcar. No obstante, el mayor consejo que os podemos dar a la hora de montar claras es: paciencia.

¡Listo!  Ya tienes en tus manos este adictivo bizcocho de yogur con vainilla, canela y jengibre. 

La canela, conocida por su efecto afrodisíaco, aporta pasión a esta receta con su sabor; la vainilla, suavidad y dulzura y el jengibre, carácter con un toque de acidez. Una mezcla de sabores y sensaciones en el paladar que hará de este bizcocho de yogur el desayuno perfecto.

¡A disfrutar!

Chip y Chop

Chip es doble graduada en derecho y administración y dirección de empresas.
Chop es ingeniero mecánico computacional.
Son la mezcla perfecta que añade el toque sabroso y técnico que todo amante de la cocina debe tener, siempre dentro de lo que marque la ley de los fogones, o no...