Rabillo de ternera

Rabillo de ternera
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
12 votos
Cargando…

Información:

Ingredientes:

  • 1 rabillo de ternera (1 pieza)
  • 3 zanahorias
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla
  • Aceite, sal y pimienta

Hoy vamos a cocinar rabillo de ternera en salsa. La pieza de carne que usaremos es un rabillo, pero esta receta se puede preparar también con redondo. Las dos piezas de carne son buenas, su diferencia está que el redondo es una pieza muy homogénea de tamaño, redonda, no tiene nervios, pero si no tenemos cuidado con la cocción se nos puede quedar seca. En cambio, el rabillo es una pieza más irregular, tiene algo de nervio en los extremos, pero es muy sabrosa y jugosa.

Esta carne puede ser un estupendo segundo plato o como plato único acompañado de una buena guarnición, como guisantes, cuscús, puré de patatas casero o instantáneo, patatas fritas en cuadraditos, patatas cocidas salteadas con mantequilla y pimienta, etc.

Nosotras lo vamos a preparar en la olla express pero también se puede hacer en una cazuela, en este caso lo dejaremos más tiempo cocinando.

Elaboración del rabillo de ternera en olla express:

  1. Lo primero que haremos será limpiar la grasa que tiene la carne.
  2. Ponemos sal y pimienta y en la misma olla que usaremos para cocinar, rehogaremos la carne.
  3. Pondremos el fuego alto y doraremos la carne por todos los lados con un poco de aceite, que quede bien dorada. De esta manera conseguiremos sellarla y que guarde todo su sabor y jugo en el interior.
  4. Cuando ya esté dorada la retiramos del fuego y la reservamos en un plato.
  5. En la misma olla donde hemos dorado la carne, doraremos y pocharemos las verduras. Hemos usado cebolla, zanahoria y pimiento verde, que es la base suave de cualquier salsa.
  6. Cuando estén rehogadas, pondremos la carne en la olla y añadimos un buen chorro de vino blanco. Dejamos que se evapore el vino y a continuación, añadimos agua, más o menos hasta la mitad de la carne.
  7. Tapamos la olla, y dejamos que suba hasta la presión máxima. Dejamos cocinar unos 10 minutos. Así la carne se quedará rojita por dentro, pero esto es al gusto de cada uno. Si te gusta la carne muy hecha lo dejaremos un par de minutos más. Pero ten cuidado, no la cocines demasiado que se quedará un poco seca.
  8. Cuando se le haya ido la presión a la olla, la abrimos y sacamos la carne, dejando las verduras.

Elaboración de la salsa:

  1. Ahora nos toca elaborar la salsa, que se puede preparar de dos formas.
  2. Metemos la batidora y batimos las verduras con el jugo para crear una salsa
  3. También podemos pasar las verduras con el jugo por el pasapurés, de esta manera nos quedará una salsa más suave.
  4. Si la salsa nos quedase líquida se puede espesar reduciéndola, simplemente la ponemos al fuego y la dejamos cocer suavemente hasta que obtengamos la textura deseada. Nosotros en este caso la hemos batido con la batidora y no hemos tenido que reducirla.

Esta carne se sirve cortada en filetes finos, pero podéis cortarla a vuestro gusto. Si la vamos a comer otro día, ponemos los filetes en la salsa y calentamos todo junto a fuego lento. Una recomendación, si se deja para otro día, es mejor dejar la carne menos hecha ya que al calentarla se hará un poco más y podría quedar seca.

Idea, si os sobra carne de un día para otro, es perfecta para comerla fría como relleno para un sándwich 

¡Listo! ¡Ya tenemos nuestro rabillo de ternera!

Os animamos a que preparéis en casa esta delicia y nos compartáis como os han salido con el hashtag #crujienteyaldente. ¡Que paséis un buen día cocinillas!

 

Carol García-Conde

Carol. Fotógrafa de nacimiento y fundadora de I-C Projects. Cocina. Viaja. Crea contenido de lo que le gusta. Y es feliz.

Send this to a friend