Albóndigas de pollo

Albóndigas de pollo
Esta receta contiene huevo
Puntuación:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
2 votos
Cargando…
Tiempo de preparación
40 minutos
Número de raciones
4 personas
Categoría de la receta

Ingredientes:

  • 2 o 3 rebanadas de pan de molde
  • 1 diente de ajo (opcional)
  • ½ kg de pollo picado
  • 1 cebolla (opcional)
  • Pimienta
  • 1 huevo
  • Harina
  • Perejil
  • Sal

Hoy le toca el turno a una receta tradicional con un ingrediente diferente. Nos ponemos manos a la masa para cocinar unas deliciosas albóndigas de pollo.

Cómo sabéis se pueden preparar albóndigas casi de cualquier ingrediente que os guste. Aquí os dejamos nuestra versión de albóndigas de pescado, una receta para chuparse los dedos, y unas albóndigas al curry. ¿Qué os parecen?

Cómo hacer albóndigas de pollo:

  1. Si hemos optado por agregar la cebolla, y el diente de ajo, debemos pelarlos.
  2. Seguidamente, le quitamos la raíz al ajo, lo picamos y reservamos.
  3. A continuación, cortamos la cebolla en brunoise, en trocitos muy pequeños, y reservamos.
  4. Cogemos las rebanadas de pan de molde y le quitamos los bordes. ¡Sólo nos interesa quedarnos con la miga! También podemos utilizar 2 rebanadas de pan del día anterior.
  5. Ahora, cogemos un plato hondo lleno de leche y sumergimos la miga de pan.
  6. En un cuenco grande, a parte, añadimos la carne de pollo picada, el huevo, la cebolla (opcional), el ajo picado (opcional), las migas empapadas sin escurrir, perejil picado, pimienta, y sal.
  7. Mezclamos con una cuchara de madera, o con las manos. Os aconsejamos que os pringuéis un poco cuando estéis en la cocina y lo hagáis con las manos. Le podéis pedir ayuda a los más peques de la casa para este paso. ¡Se lo pasarán pipa! Y es otra forma de crear un vínculo, y enseñarles que la cocina es divertida.
  8. Una vez esté unificada, cubrimos con papel film transparente, y la dejamos reposar unos 30 minutos en la nevera para que los sabores se asienten.
  9. Cuando haya pasado el tiempo hacemos bolitas, como de dos bocados, y las vamos reservando en una bandeja.
  10. Seguidamente, ponemos harina en una fuente, y pasamos las albóndigas, de esta manera las enharinamos. Las reservamos.
  11. Colocamos una sartén grande con un chorro de aceite en un fuego medio – fuerte.
  12. En cuanto esté caliente pasamos las albóndigas para sellarlas.
  13. Cuando estén selladas, las sacamos, y las reservamos hasta que las vayamos a servir.

Cómo servir las albóndigas de pollo:

¿Qué se os ocurre? ¿Cómo podéis disfrutar más aún con esta receta de albóndigas? Podemos degustar de este plato tal cual, o acompañarlo con un poquito de arroz, y una salsita para darle más vida al plato. Os proponemos:

  • Preparar una salsa de tomate frito casera, y sumergir las albóndigas de pollo para que se calienten antes de servir.
  • También, quedarían estupendas con una salsa de curry. En este caso pocharíamos una cebolla cortada en brunoise, le agregaríamos un poquito de leche de coco, 2 o 3 cucharaditas de curry, y 1 de cúrcuma. Removemos, y dejamos que reduzca.

¡Ya tenemos la comida lista! ¡Todos a la mesa para disfrutar de estas deliciosas albóndigas de pollo!

Yael Nadelar

Graduada en periodismo y comunicación audiovisual, Yael Nadelar es una apasionada de la cocina, especialmente de los postres y dulces.
Amante de los niños y la música, aprovecha cualquier ocasión para viajar y conocer nuevos lugares y culturas, aprendiendo siempre de las costumbres de cada país, importando en su cocina estos conocimientos.